EN EL BOSQUE




Oye el lamento agudo de la hoja

que cruje machacada por su paso;

van sus hombros cargados de fracaso

y su alma, saturada de congoja,

quiere encontrar un cielo que la acoja.

Se ha internado en el bosque, enajenada,

por la senda que lleva hasta la nada

donde hallará por fin paz y reposo,

maldiciendo al destino riguroso

y huyendo de su vida atormentada.



No hay comentarios:

Publicar un comentario