MI PLUMA



Buscando cualquier cosa en los cajones
abrí un estuche que yacía olvidado,
ni recordaba lo que allí guardado
dejé hace tiempo por obvias razones.

Destapé la cajita con cuidado
sintiéndome feliz con mi tesoro:
descansaba en sarcófago dorado
mi bella pluma de plumín de oro.

Deslicé por su elegante lomo
una caricia tierna, enamorada
y le pedí perdón por relegarla
olvidando que fue mi fiel aliada.

Hoy el frío teclado sustituye
la línea de su trazo equilibrado;
ya su sangre que era azul, no fluye
y creo que la tristeza la ha secado.

Qué mal pago te di, mi fiel amiga
hoy la tecnología va por delante,
¿No servirá de nada que te diga
que tú eres para mí algo importante?

INCLUSO SI ESTÁS LEJOS



Adiviné tus pasos
quedos en la distancia,
y se movió una hoja
aunque viento no había…

Una cálida brisa
entibió allí mi alma,
me estremecí de gozo
plácida y conmovida.

Y me paré a pensar,
puesto que nada vi,
de dónde ese invisible
aleteo provenía.

Escuché sorprendida
acallados susurros,
noté dulces fragancias
con aroma a suspiros.

Me envolvió la dulzura
de caricias de siempre
e incluso en la distancia
me sentí protegida.

TUS VERSOS (DÉCIMA)




¡Cómo me gustan tus versos
sencillos y primorosos
con sus vocablos hermosos
y sus aromas diversos.
Hay sentimientos adversos
-el del amor imposible
que resultó inaccesible-
mas, aunque lloren guitarras
en el mar sueltas amarras
y navegas impasible.

POR EL AIRE (MAILLET CRUZADO)



Por el aire llegaba 
la triste melodía
y mi alma sollozaba
al ver que te perdía.

Y una pena sombría.
por el aire llegaba
al ver que te perdía.
mi corazón temblaba.

De rodillas me hincaba
al ver que te perdía
por el aire llegaba
una brisa tan fría...

Al ver que te perdía
mi esperanza fallaba
tu voz, sin alegría
por el aire llegaba.